Humedales, los grandes «aliados» en la lucha contra el cambio climático

0
43
Valle de Río Negro / Foto: Marcelo Ochoa

En el marco de su Día Mundial, que se conmemora cada 2 de febrero, Télam dialogó con especialistas sobre la importancia de la existencia de estos ecosistemas, que alojan «casi la mitad de la biodiversidad del planeta», y su conservación a nivel mundial.

Los humedales son «grandes aliados en la lucha contra el cambio climático» y alojan «casi la mitad de la biodiversidad del planeta«, mientras que en Argentina se estima que un 21,5% de su territorio está cubierto por ellos, señalaron especialistas en el Día Mundial de los Humedales.

Estas zonas de tierra inundadas, ya sea de forma temporal o permanente, son ecosistemas en donde el agua es su elemento central y define sus características físicas, vegetales, animales y cómo estos se relacionan entre sí.

En ese sentido, la Convención Ramsar sobre los Humedales, un tratado internacional encargado de su conservación a nivel mundial, propuso que este año el lema para concientizar sobre la importancia de estas áreas sea «los humedales y el bienestar humano».

Formosa / Foto: Pablo Córdoba

«Los humedales son uno de los tantos ecosistemas que existen en el país, como los de montaña, pastizales, ecosistemas costeros-marinos, entre otros. Y existen a lo largo de todo el país. Se estima que un 21,5% del territorio nacional está cubierto por humedal», señaló a Télam Ana Di Pancracio, directora ejecutiva de la Fundación Ambiente y Recursos Naturales (FARN).

La especialista explicó que Argentina tiene una gran diversidad de humedales en seis grandes regiones como la Cuenca del Plata, Chaco, Pampas, Patagonia, Puna y la zona costera Patagónica, tanto en áreas urbanas como en periurbanas y rurales.

«Los humedales alojan al 40% de la biodiversidad mundial, casi la mitad de la biodiversidad del planeta y, entre sus funciones, además de alojar esta variedad de seres vivos, son grandes filtros saturadores y reservorios de agua dulce, que es un elemento central para la vida», indicó.

Además, mitigan los impactos de las lluvias y almacenan carbono, más que los bosques y que ningún otro ecosistema, transformándolos en «grandes aliados en la lucha contra el cambio climático».

Corrientes / Foto: Osvaldo

Sin embargo, justamente una de las principales amenazas para estos ecosistemas es el cambio climático ya que, al hacer más severos sucesos naturales como lluvias y sequías, los tiempos de mayor o menor carga de agua se pueden ver acelerados y hacerse más graves.

Otro factor negativo es el uso productivo de estas áreas, ocasionando la destrucción de estos hábitats.

«La principal amenaza para los humedales es que se los empieza a drenar hasta que después se termina destinando el suelo a otro fin, poniendo en riesgo la función natural que cumplen estos ecosistemas», añadió la especialista en biodiversidad.

La Convención Ramsar

Suscripta en esa ciudad iraní en 1971, advirtió que «más del 80% de los humedales han desaparecido desde el siglo XVIII», con una tendencia que «se está acelerando» ya que desde 1970 se perdieron el 35% de estas áreas a nivel mundial.

Y agregó que el 81% de las especies de humedales continentales, y el 36% de las especies costeras y marinas, disminuyeron en los últimos 50 años, poniendo en riesgo «el bienestar humano, los medios de vida y la salud del planeta».

Mendoza / Foto: Marcelo Ponce

Humedales Andinos

Por su parte, la Alianza por los Humedales Andinos, integrada por organizaciones ambientales de Bolivia, Chile y Argentina, advirtió que estos humedales «están en riesgo grave por los impactos de la crisis climática, los cambios en el uso del suelo, y los impactos negativos de actividades extractivas como la minería de litio y otros».

Los humedales andinos (entre ellos salares, lagos y lagunas) son ecosistemas de alta importancia ambiental y social «muy frágiles por sus características», que se encuentran ubicados predominantemente en la zona de la Puna en las provincias de La Rioja, Catamarca, Salta y Jujuy.

Corrientes / Foto: Archivo Télam

Daniel Blanco, director ejecutivo de la Fundación Humedales/Wetlands International, expresó a Télam que estos humedales se diferencian con otros ya que «es una matriz árida» con «un paisaje terrestre, desértico, donde los humedales están localizados en una pequeña parte del territorio» y tienen «un valor particular porque es donde está el agua».

En esos sitios se junta la fauna, la biodiversidad, comunidades que necesitan agua, desarrollan actividades productivas, ganaderas y es donde se forrajean las vegas.

«Las vegas son un tipo de humedal altoandino que son como colchones de pasto que se generan en lugares donde aflora el agua y es ahí donde el ganado pasta», agregó.

En particular, este tipo de humedales, que son como «oasis en un desierto», se ven principalmente amenazados por actividades mineras, en especial la de litio, que en los últimos años tomó reconocimiento ya que «es una necesidad global para la transición energética y el abandono del uso de los combustibles fósiles».

Corrientes / Foto: Florencia Downes

Blanco apuntó que la producción de litio «no es sustentable» en tanto «para extraerlo de los salares y salinas se utiliza un método de evaporación de agua en donde se extrae de la profundidad una salmuera de litio que se coloca en grandes piletas y se evapora».

«En un ambiente semidesértico y en una situación de cambio climático con períodos de sequía, lo que se pierde es agua que se va a la atmósfera», advirtió.

Ambos especialistas coincidieron en que si desaparecen los humedales «queda desamparada toda la biodiversidad que aloja, que vive y se reproduce en ellos», como así también las comunidades enteras que viven en estas áreas, arriesgando su subsistencia.

Se estima que los humedales protegen al 60% de la población mundial contra mareas de tempestad, huracanes y tsunamis, según datos difundidos por la convención, por lo que esperan, como cada 2 de febrero de cada año en el Día Mundial de los Humedales, «crear conciencia acerca de su importancia para la humanidad y el planeta».

Mendoza / Foto: Marcelo Ponce

Relacionadas

Destacaron la flora y el valor estratégico en los humedales de la Cuenca Matanza Riachuelo

Entre Ríos: 360.000 hectáreas de humedales e islas sobre el río Paraná serán preservadas y cuidadas

Crearon en Entre Ríos un parque natural de humedales, bosques e islas en el río Uruguay

Organizaciones ambientales respaldan la conservación de los humedales de Jaaukanigás

Buscan crear conciencia en el «Día Mundial de los Humedales»

VILAR: «CONSTRUIMOS Y GESTIONAMOS POLÍTICAS PÚBLICAS PARA EL ESTUDIO Y CUIDADO DE LOS HUMEDALES»

La ministra de Ambiente bonaerense, Daniela Vilar, destacó que «los humedales son esenciales para la vida» y aseguró que la provincia está “construyendo políticas públicas para el estudio y cuidado de estos ecosistemas tan fundamentales para el buen vivir de los bonaerenses”.

En el Día Mundial de los Humedales, la ministra compartió un video en la red social X, donde resaltó que “son reservorios de agua y reguladores hídricos: absorben agua en momentos de lluvias que evitan inundaciones y la mantienen para los momentos de sequía”.

“Desde la provincia le estamos dando una prioridad estratégica”, señaló al precisar que estaban “construyendo y gestionando políticas públicas para su estudio, cuidado y para gestión de estos ecosistemas tan fundamentales para el buen vivir de los bonaerenses”.

Recordó que Buenos Aires fue “la única provincia que se presentó para participar de los debates en el Congreso y defender la ley de presupuestos mínimos” y agregó que además discuten en “ámbitos federales, como el Cofema (Consejo Federal de Medio Ambiente).

Además, destacó que se ha creado el Programa Provincial de Humedales”, que trabajan en “diagnósticos para conocer y gestionar los humedales de manera adecuada” y enumeró la presentación del nivel 2 del inventario provincial de humedades, el avance del nivel 3 y la participación en el desarrollo de los inventarios 3 y 4 de los humedales de la cuenca Matanza Riachuelo

“Varias de nuestras reservas provinciales protegen paisajes humedales por eso estamos implementando planes de manejo estratégico y haciendo una inversión histórica para mejorar la infraestructura, equipar a los guardaparques y así garantizar los cuidados de los servicios eco sistemáticos que brindan los humedales que son esenciales para vivir, comer, producir y combatir la crisis climática”, añadió la ministra.

Subrayó que “no hay cuidado ambiental posible si una comunidad participando e involucrándose en el proceso” por lo que crearon el Programa Nuestra Costa, dirigido a estudiantes secundarios, incorporaron dispositivos de educación ambiental y publicaron el Manual de Humedales bonaerenses.

“Desde el estado provincial tenemos en claro que cuidar los humedales es cuidar la biodiversidad, cuidar el buen vivir de los bonaerenses”, completó.

Fuente:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here